Las obras de accesibilidad del Colegio Virgen de Argeme obligan a trasladar a los alumnos otros centros

Comienza un nuevo curso y el colegio Virgen de Argeme continúa con las obras de accesibilidad que afectarán el inicio del curso escolar 2019/2020 a los más de 250 alumnos matriculados en el centro.

El Virgen de Argeme es un edificio antiguo, que este año ha cumplido 65 años, se encontraba en una situación obsoleta y sin accesibilidad, a día de hoy no tenía ascensor ni escalera de emergencia y los niños subían a pie hasta un tercer piso, por lo que se trata de una obra importante y muy necesaria.

Según ha detallado su directora, Inmaculada Saralegui, las obras comenzaron el pasado mes de julio pero se paralizaron porque el edificio es muy antiguo y tenía que hacerse una estructuración de la obra y del presupuesto. En un principio lo que iba a durar unos 5 meses se prolongará a lo largo del curso, lo que afecta la entrada al centro de sus alumnos.

En este sentido, Saralegui ha transmitido tranquilidad a las familias y ha  explicado que los niños serán acogidos en el Colegio Camilo Hernández desde los 3 años hasta 4º de Primaria y los de 5º y 6º serán acogidos en el IES Alagón.

La directora ha señalado que el colegio dará todos los servicios como en cursos anteriores, además de continuar con los proyectos previstos. Los días 10 y 11 de septiembre se llevarán a cabo reuniones informativas con las familias para explicarles la situación.

En definitiva, un sacrificio y esfuerzo entre todos que darán sus frutos con una obra muy necesaria para un colegio que lo estaba pidiendo a gritos. El centro contará con nuevas escaleras, ascensor, nueva cocina y comedor en la planta baja y algunos cambios más en sus aulas.

29 Shares
Share via
Copy link